24 abr. 2011

¡ Respira !

Salmos 150 (RV60) -Exhortación a alabar a Dios con instrumentos de música.
Aleluya.

1 Alabad a Dios en su santuario;
Alabadle en la magnificencia de su firmamento.
2 Alabadle por sus proezas;
Alabadle conforme a la muchedumbre de su grandeza.
3 Alabadle a son de bocina;
Alabadle con salterio y arpa.
4 Alabadle con pandero y danza;
Alabadle con cuerdas y flautas.
5 Alabadle con címbalos resonantes;
Alabadle con címbalos de júbilo.
6 Todo lo que respira alabe a JAH.
Aleluya.

6 ¡Alabe al Señor todo ser que respira!

El término en hebreo para la respiración de que trata este versículo es nshamah, el aliento del ser humano, o sea que todo ser humano debe alabar a Dios, porque ha recibido el aliento divino, como consta en Gn 2, 7, donde se utiliza la misma palabra en el original:

"Entonces Yavé Dios formó al hombre con polvo de la tierra; luego sopló - nshamah- en sus narices un aliento de vida, y existió el hombre con aliento y vida."

Como nshamah también se refiere a todos los seres vivos (Gn 7, 22), entendemos entonces que la vida, toda vida, es una alabanza a Dios.


¡Aleluya!

No hay comentarios: